Skip to main content

República Dominicana aún debate su nuevo Código Penal y la penalización del aborto

República Dominicana aún debate su nuevo Código Penal y la penalización del aborto

En República Dominicana, luego de que la Cámara de Diputados aprobase el proyecto de ley que modifica el Código Penal (penalizando severamente la práctica del aborto), el Senado decidió enviar el mismo a una Comisión Especial para analizarlo. En la última sesión de la presente legislatura, los senadores decidieron someter el proyecto al análisis de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos que será conformada con los legisladores que tomen posición de sus curules el 16 de agosto.

La comisión de Justicia del hemiciclo tendrá a cargo estudiar el documento que en los últimos días ha generado debates y diferentes tipos de protestas por parte de sectores que se oponen a que el aborto sea penalizado, sobre todo cuando se trate de situaciones que pongan la vida de la madre. El proyecto recibió críticas por parte de asociaciones de salud y organizaciones de derechos humanos por mantener penas de hasta tres años de cárcel para las mujeres y de hasta 10 años para el personal médico que colabore en un aborto.

Las organizaciones Amnistía Internacional y Oxfam consideraron en un comunicado conjunto que el proyecto que discuten los senadores representa un retroceso con respecto de la ley que ya había sido promulgada en 2014 y que despenalizaba la interrupción del embarazo bajo ciertas circunstancias.

A finales del 2014, el presidente Danilo Medina ya había vetado el proyecto de código penal que está en discusión desde 1997 y pidió a los legisladores que establecieran con precisión que el aborto no sería considerado un crimen cuando estuviese en peligro la vida la madre, el embarazo fuese resultado de una violación sexual o el embrión presentara malformaciones graves. Las sugerencias del gobernante fueron adoptadas y aprobadas por la Cámara de Diputados y el proyecto fue promulgado. Poco antes de que el nuevo Código entrara en vigencia, el Tribunal Constitucional lo declaró inválido por solicitud de varias organizaciones religiosas.

El documento deberá esperar ahora a que comience la nueva legislatura el 16 de agosto y se conforme la comisión de justicia del Senado que deberá analizarlo a fin de presentar un informe ante el pleno de esa cámara.

(Con información de El Día (República Dominicana)

No Comments yet!

Your Email address will not be published.